miércoles, 14 de julio de 2010

Cabo de Palos



"Mariajo es la mujer de mi hermano Felico. Cuando Carlos y Luis vieron que la Guardia Civil empezaba a merodear por el pueblo y a preguntar por los comercios, se reunieron con mi hermano en la rebotica de la farmacia de Mari Cruz. Yo me había quedado dormido después de haberme duchado y comido. Entre todos ellos -también estaba presente el marido de la boticaria- decidieron que lo mejor era esconderme en el piso que los pintores nos alquilaban por los veranos a Lola y a mí. El traslado se efectuó por la noche; Carlos y Luis me dieron un juego de llaves -en realidad, una sola, que estaba en una argolla que, a su vez, estaba pegada a la cabeza de un muñequito de Mickey Mouse- y allí me metí evitando ser visto por los dueños de los bares que rodeaban el pequeño complejo de apartamentos situados enfrente de la playa."

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada